Junín. jueves 17 de agosto de 2017
Semanario de Junín » Locales » 8 ago 2017

OSCAR FARIAS

“Quiero empezar a construir una propuesta para que el justicialismo gobierne Junín”

Frontal y agudo, Oscar Farías cree que estas elecciones son su oportunidad, de la mano de Florencio Randazzo y apostando a una lista conformada por representantes sociales reconocidos en la comunidad.


Por:
Redacción Semanario de Junín

Multifacético en sus innumerables funciones sociales, hoy Oscar Farías quiere acceder a una banca de concejal. Como currículum, apuesta a su paso por el Consejo Escolar, el fomentismo, la Comisión Nacional de Pensiones, el ferrocarril  y muestra su historial en el área de Derechos Humanos, su ascendencia mapuche y su presente como desocupado.

De raigambre justicialista, apunta seducir al peronista de ideales y corazón y quiere empezar a idear un proyecto que le permita al sector quedarse con el gobierno de Junín, un lugar que le ha sido esquivo desde el retorno de la democracia.

Frontal  y agudo, Oscar Farías cree que estas elecciones son su oportunidad, de la mano de Florencio Randazzo y apostando a una lista conformada por representantes sociales reconocidos en la comunidad.

-¿Cómo nace la idea de participar en Cumplir?

-Porque soy militante del justicialismo y Cumplir es parte, a través de su figura principal, Florencio Randazzo, nacido y criado en una familia justicialista. A partir de ahí nace esta propuesta, que fue parte del proceso del kirchnerismo: arrancó con Néstor y terminó con Cristina.

En mi caso particular, mi último cargo lo ejercí siendo parte del equipo de Randazzo. Esperé, porque había una propuesta que en Junín la estaba encabezando el diputado Oscar Romero, en la que no fuimos invitados ni tampoco formábamos parte, así que de una invitación de los ex intendentes de Alberti y Chivilcoy me volví a incorporar al equipo de Randazzo, pensando en ir a las PASO con Cristina, tras un proceso de reflexión sobre los últimos doce años de gobierno, tratando de sumar toda la experiencia de gestión.

A partir de ahí surgió lamentablemente un período de mucha frustración, pero uno tiene el valor de la palabra y lo que estén en el peronismo que es la lealtad, no sólo a los hombres que se portan bien con uno sino a la idea, al ideal. Nosotros no nos vamos del peronismo, seguimos militando en ese espacio y hoy nos ponemos a disposición de la ciudadanía para que elija.

-Con tu trayectoria, ¿no recibiste invitación para militar en otros espacios?

-Tengo el orgullo y el honor de decir que sí. Desde la fuerza Cambiemos, gente que está muy cerca del Intendente con la que tuvimos reuniones y me hicieron ofrecimientos en términos políticos. También conversé con la ex diputada provincial Mirtha Cure que estaba en el espacio de Sergio Massa; y por supuesto dialogué con representantes del FpV y La Cámpora, además de mucha otra gente que se acercó a hacer propuestas.

Eso muchas veces reconforta, hay un reconocimiento a la trayectoria y trabajo realizado en los diferentes lugares donde me ha tocado estar, mi pertenencia a los pueblos originarios y hasta por ahí mi forma de ser que puede significar sumar algo.

Siempre digo que a mí me quiere la gente, no los dirigentes, que me palmean y me saludan, pero sé lo que piensan y hablan de mi persona. Esto no me importa, la mayoría de la gente que me conoce sabe quién soy.

-¿Cómo te preparás para esta batalla de las PASO?

-Nunca subestimo a nadie. Sabemos que estamos enfrentando a la estructura política y económica que encabeza el diputado nacional Oscar Romero, con su candidato Daniel Giudiche. Tenemos buena relación, pero queremos ganar la interna. Tengo la tranquilidad de sentir que tengo el apoyo de la gente, pero uno puede tener mucha popularidad y después hay que ver si se transforman en votos.

-¿Qué relación tenés con el diputado Romero?

-Lo vi cuando se hizo la presentación de la candidatura de Florencio, nos encontramos en algunos lugares, pero no converso desde hace unos años con él, desde que asumió la presidencia del PJ Eduardo Aguilar. Tengo el orgullo que fui delegado electoral de todas las listas, se hizo una cena en la que el diputado Romero agradeció a los participantes y desde esa vez no hablo con él. Ahora no tenemos apoyo de ningún tipo de su parte, funcionamos en lo económico con un bono contribución de 200 y 500 pesos, con lo que pudimos hacer publicidad.

-¿Cómo analizás esta gran división del justicialismo de hoy?

-Es lamentable todo esto: fragmentada la sociedad y fragmentado el justicialismo. El partido está en una profunda crisis, fundamentalmente en Junín. Hubo muchos procesos no sólo electorales, sino de conflictividad con mucho egoísmo de los nuevos actores sociales que hoy están en la política.

Antes se echaba la culpa que se perdía por la metodología de los Blasi, Alberti, Ale… se denostaba a esa dirigencia, pero ojalá los de hoy tuvieran la convicción de aquellos, que tuvieron la peor parte que fue mantener viva la llama del peronismo en los peores momentos de adversidad electoral. A pesar de todo, esa gente pudo tener un bloque de concejales unido, una CGT con convicción política que hoy no hay. Porque hay que conducir al conjunto, hoy no hay conductor que unifique propuestas y criterios. Tenemos facciones con personas que se anteponen a un ideal, una crisis de representatividad política que sufrimos.

En mi caso, no puedo sentirme representado, conducido, identificado por los actores que hoy están al frente o han protagonizado la última década de la dirigencia peronista o kirchnerista. Al último peronista que voté, con historia y trayectoria, fue a Horacio Tuso, un compañero muy respetado y querido.

-¿Cuáles son tus aspiraciones políticas personales?

-En esta instancia me gustaría llegar a estar en el Legislativo, porque siempre estuve en cargos ejecutivos, de gestión. Ahora me interesaría que la gente me pueda elegir, que pueda llegar a una concejalía elegido por el pueblo de Junín.

Además, siempre estuve con minorías, con personas que no tienen voz. Cuando armamos esta lista pensamos en los trasplantados, en los fomentistas, en los autistas… siempre pensamos en aquellos que deben hacer marcha para protestar y queremos representarlos. La suma de estas minorías puede hacer la mayoría.

El peronismo nació de esta manera, representando a los que no tenían voz. Y hoy necesitamos que lo que queda de ese ideal peronista vuelva a retomar esas banderas históricas.

-Supongamos que ya es 10 de diciembre, ¿cuáles serían los caminos?

-Empezar a construir una propuesta política para que el justicialismo gobierne Junín. Pero una construcción colectiva, con todos los compañeros, con amplitud de corazón y pensamiento con todos los que hoy están en distintas listas. Es una lástima que no haya PASO, una interna, democratización interna del partido.

Lo que nos pide la gente en la calle es que nos unamos, es lo que nos dice cada día el que se siente peronista y apoyó al kirchnerismo, la gente del campo nacional y popular.

-¿Cómo ves al gobierno municipal hoy?

-El gobierno local es una cosa que no tiene olor ni forma. El proyecto político personal ya lo cumplió: fue concejal y llegó a ser intendente. Es un fenómeno sociológico, porque vestido de cebra, con diez globos amarillos y repartiendo bon o bon, llegó a ser Intendente. Y también es para estudiar cómo el juninense migra de un lugar hacia otro sin pasar por un pensamiento político partidario sino social.

El proyecto del gobierno de Petrecca no lo conocemos todavía, es un gobierno de marketing político. Inauguró el pavimento de Pastor Bauman, montó castillos inflables para los chicos y detrás hay cuatro familias instaladas que quieren desalojar porque quieren poner una plaza o una pista para caminatas. Estas familias fueron judicializadas y las tratan como usurpadores, pero en realidad ocuparon un espacio del Estado porque no tienen dónde vivir, están en situación de calle.

Con la actual, hace tres elecciones que se desempolva el tema del transporte público, algo que nunca llegó. Hizo una reunión con transportistas locales supuestamente para darles la oportunidad antes de llamar a otros empresarios, y en el tema de ferrocarriles se saca fotos en una locomotora o en vagones del Belgrano Cargas que fueron comprados durante nuestra gestión. Por tercera vez anunció que arrancaban tres frecuencias semanales, ahora prometidas para septiembre porque en octubre se vota así que reflota el tema Martita.

El Martita era un tren que estaba muy deteriorado pero cumplía una función social, para la gente que debía viajar para estudiar, para ir a hospitales, era un tren diario. En vez de mejorarlo, pasó a ser una promesa.

Digo que no tiene proyecto político para Junín porque no habla de fábricas o industrias, sino que todo lo que está anunciando en campaña y ejecutando –algo que no negamos porque es palpable como asfalto, cloacas, agua, gas- es porque se lo mandan Macri o Vidal. Petrecca no ha generado nada con todos los recursos que recibe. Es un gobierno sin olor ni forma. Este Intendente no sale a decirles a su Presidente o gobernadora lo que les pasa a los jubilados con el PAMI, o que sacaron Progresar o Conectar Igualdad, sino que él defiende a su gobierno en vez de defender al vecino.

Es el único intendente de la Segunda y Cuarta Secciones Electorales, cuarenta municipios a la redonda, que tiene custodia personal y que saca el patrullero de un pueblo para ponérselo en la casa. Es una persona que recibe fondos y los pone a interés, como buen contador que es. Todavía no ha convocado a formar la Comisión de Seguimiento de la Tasa de Seguridad.

-¿Te ofrecieron un puesto de trabajo concreto?

-No. Lo que yo siempre pedí desde que me llegó el telegrama de despido, fue reincorporarme como trabajador, porque se trataba de la comida de mis hijos.

 

LOS JUICIOS DE LESA HUMANIDAD

“Los juicios de lesa humanidad están en constante movimiento. Mantenemos contacto con la fiscal, que tiene ejercicio en Pehuajó, y aportando siempre elementos probatorios y testimonios nuevos.

Hay una causa residual que quedó del último juicio por la Verdad en Junín que se entregó al Juzgado Federal de Junín, y además hay una causa nueva que abrió el juez Plou para que se investigue la complicidad civil durante la dictadura.

En las audiencias se nombraron muchas personas nuevas que no pudieron ser juzgadas en ese momento, pero pretendemos que lo sean. Estamos hablando de ocho personas que están muy comprometidas.

Además, tenemos ahora la política macrista sobre derechos humanos. Apenas entró hubo un retroceso porque nos desmantelaron los sistemas de protección de testigos, se despidió gente, y la orden que bajó para habilitar a los jueces fue para favorecer a estas personas que robaron bebés y asesinaron gente, que hoy gozan de un arresto domiciliario”.

AUTODEFINICIÓN

“Soy hijo de una empleada doméstica y un padre que me abandonó, me crié en un hogar muy humilde, desde muy chico salí a juntar fierro y bronce con los chicos de mi barrio San Francisco, descendiente mapuche.

Mi primer trabajo fue en la farmacia Maltesse, que ya no existe, a los 12 años fui cadete. Después me hice en la calle, terminé el secundario a la noche, en la Escuela Media N° 4, que funcionaba en el edificio de la Escuela 1. Logré formar una familia, tengo cuatro hijos y dos nietos.

En las épocas en que no tuve trabajo fijo, registrado, me puse a vender huevos, café, empanadas en los recreos de las escuelas nocturnas, y ahora mismo que estoy en situación de desempleo, vendo artículos de limpieza en la calle. Creo que no le debo nada a nadie, solo el cariño y afecto de la gente.

Cuando estuve en el Consejo Escolar, me tocó la emergencia económica, con la crisis del 2001, y cumplí cuatro años de función ad honorem. Luego ingresé en la Comisión Nacional de Pensiones Graciables, donde cobré mi primer sueldo público, y después de tener una diferencia con Alicia Kirchner, me fui de la administración y cerré con Mario Meoni, que se transformó entonces en un radical K y había que cerrar la concertación en Junín. Me nombraron por ese acuerdo director municipal de Derechos Humanos y Asuntos Indígenas. Por esta labor me conocen de la Secretaría de Derechos Humanos de la Provincia, así que me nombran y tuve catorce municipios a cargo.

Me fui de la función pública nuevamente y retomé cuando me convocó Ariel Franetovich para formar parte del equipo de Randazzo en Infraestructura Ferroviaria en Junín. En esto, dejamos plantados un tren 0 km, los tres pasos a nivel que se conocían como ‘de la muerte’ (en los cruces con Ricardo Rojas, Almirante Brown y Pastor Bauman), además de recobrar el patrimonio ferroviario luego del desguace de los ’90.

Por otra parte, tengo todo el trabajo social con los pueblos originarios a los que pertenezco, y en la Asociación de Trabajadores de la Economía Popular, que nuclea a las personas que no tienen trabajo efectivo. Hacemos un seguimiento de los vendedores ambulantes, artesanos, mandaderos, a quienes atienden teléfonos en las paradas de taxis, a dos chicas que venden su sangre en clínicas locales, a los que hacen souvenirs o tortas en sus casas, tejedoras… todos los que están en la economía informal. Lunes y jueves nos reunimos en la sede de la CGT de calle Colón, donde Héctor Azil nos brindó un espacio”.

LOS QUE INTEGRAN LA LISTA

El propio Oscar Farías dio una definición sobre cada uno de los integrantes de la lista de “Cumplir” en Junín:

“Adriana Pugliesso: fue tres veces presidente del Foro Municipal de Seguridad y tiene una ONG. Una persona frontal, con un compromiso social importante, me encantó siempre su lucha y trayectoria.

Juan Manuel Serrano: se acercó al justicialismo años anteriores, aportando su propuesta en salud pública.

Vanesa Pesce: es secretaria de la Mujer de ATSA y militante de violencia de género, del movimiento NiUnaMenos.

Carlos Gualco: hijo de un histórico militante, dirigente peronista y poeta barrial. Fanático de Argentino y la Loba. Es empresario gastronómico.

Ana Guerra: es una persona trasplantada, que pertenece a una ONG, comprometida.

Gastón Andreotti: militante del gremio ATSA.

Gabriel Álvarez: enfermero del Servicio Penitenciario.

Mónica Ojeda: vicepresidente de la sociedad de fomento del barrio San Francisco, militante social.

Para Consejo Escolar, Leonardo Ridolfi, profesor de Historia hace dos años tiene un merendero en el barrio Emilio Mitre, luchador por los derechos docentes.

Sandra González: tiene una ONG para niños que padecen autismo y es docente.

Darío Fantino: es activista de ATE, auxiliar de escuelas, hijo de una víctima de delitos de lesa humanidad”.

ELECCIONES LEGISLATIVAS

“Hay que hacer una crítica a muchos que se presentan para estas elecciones. No van a transformar la realidad económica del país, son candidatos a ingresar al Concejo Deliberante. En vez de hablar y quejarse de temas nacionales, deberían decir cuáles son las ideas y propuestas que tenemos para llevar al Concejo. Nosotros queremos ser coherentes y sinceros en esto”.

DAR RESPUESTAS

“Al hombre se lo conoce por las obras. Errores y virtudes tenemos todos. Desde que fui consejero escolar, fomentista, en la Comisión de Pensiones, en la comunidad mapuche, cuando fui director de Derechos Humanos y en el tema ferroviario, he hecho bien los deberes. Siempre traté de darle respuestas a quien se acercó, nunca le tocaron timbre a un sordo. Eso es Oscar Farías”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS