Junín. lunes 21 de septiembre de 2020
Semanario de Junín » Opinión » 21 feb 2020

Espacio de opinión

“La mala calidad de las obras, una característica de la gestión de Petrecca”

                Por: Alejandro Braga (*)


TAGS: BRAGA, ESCUELAS, OBRAS

Desde hace mucho tiempo venimos marcando la mala calidad de las obras que realiza el gobierno municipal de Pablo Petrecca.

Hoy todos somos testigos del caso del edificio donde funciona la Escuela Primaria Nro.1 y la Escuela de Teatro donde un año después de las fotos del corte de cinta vemos imágenes de inundación y desidia, pasan las empresas, pasan los contratos, pero problemas quedan.

No obstante vale recordar que esta situación no es novedosa sino más bien es una historia repetida a lo largo de la gestión de Cambiemos en Junín.

Podemos enumerar fácilmente fallas notorias como en la Av. Pastor Bauman donde se levantó y quebró el pavimento antes de ser inaugurada, o las roturas y fisuras que desde hace tiempo tiene la recientemente repavimentada Av. de Circunvalación que, a menos de dos años de comenzar la obra, ya tuvo que ser reparada en varias partes y varias veces, también vimos como se inundaban obras en el complejo deportivo municipal el año pasado cuando estaba recién inaugurado y no sabemos cuántas fallas más hay que aún no nos enteramos.

Nos preocupa sobremanera el tratamiento que le han dado a la gestión de las necesidades de infraestructura escolar, donde el voluntarismo de los consejeros escolares no alcanza para cubrir el desborde de demandas de edificios que necesitan intervenciones de fondo. Para estas necesidades justamente el municipio tendrá este año un presupuesto de 119 millones de pesos, que recibirá de manera diaria (aproximadamente $450.000 por día hábil) de Fondo Educativo, recursos que cuando no han dormido meses en plazo fijo, privilegiando la especulación financiera, han terminado en construcciones o refacciones deficientes que hacen que se gaste más de una vez en el mismo problema sin resolverlo.

Completando el escenario educativo, comienza el 2020 con una nueva gestión provincial que le propone trabajar coordinadamente para poner a punto los establecimientos con acciones de cara al inicio de clases y lo encuentra cuestionando incisos de un convenio mientras en otras ciudades cuadrillas de beneficiarios de planes sociales están ya trabajando contrarreloj.

Si pretendemos una sociedad más justa no hay margen para el desprecio de lo público, no hay lugar para la especulación financiera ni para contrataciones onerosas que no son debidamente ejecutadas ni controladas. Desde el municipio deberían explicar el porqué de las fallas sucesivas, quiénes son los responsables de las mismas y que harán para compensar el perjuicio económico generado.

(*) Ex consejero escolar.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS