Junín. viernes 07 de agosto de 2020
Semanario de Junín » Locales » 30 jul 2020

editorial

No se relajen

No hay mucho tiempo que perder y es primordial y certero “no relajarse”. Nota con audio.


Por:
Semanario

                 ☝ ☝      (((En voz alta)))             ☝ ☝      ☝ ☝     


 

El intendente Pablo Petrecca, en cada conferencia de prensa sanitaria, insiste con el “no se relajen”, en un mensaje dirigido a la comunidad y referido a la situación de aislamiento.

Sin embargo, fiel a su lema “haz lo que digo, pero no lo que hago”, su gestión está abocada a hacer manifestaciones, cacerías y análisis poco eficientes, respecto de contagios o contagiados, pero pareciera que nada importa más que eso en un distrito que si no fuera por la ayuda gubernamental estaría devastado y que en esa situación de ayuda social, no podrá aguantar mucho más, al igual que tantos otros.

Por lo que resulta indispensable que los funcionarios entren en funciones y se ocupen de los temas inherentes al desarrollo de Junín, tal y como SEMANARIO reclama desde hace cuatro años.

En un municipio donde la única víctima fatal producto de la pandemia fue el joven motociclista que chocó contra un montículo de tierra y donde su alcalde no deja de inventar cargos ejecutivos propios del nepotismo y el amiguismo, no es posible que se siga navegando en un mar de incertidumbre hacia futuro.

El gobernador bonaerense Axel Kicillof ha prendido todas las alarmas acerca de lo preocupante que hoy resulta la situación en el AMBA, por lo que seguramente todas las ayudas de emergencia presentes y futuras deban depositarse en esa área.

Mientras tanto se esperará que quienes no sufran mayores complicaciones traten de sobrevivir con lo propio o mínima ayuda.

El gobierno nacional intenta salir del atolladero y poner un broche a la negociación de la deuda para estructurar medidas que sirvan para la reactivación económica que, en todo el mundo, será más que necesaria.

En esa situación quienes tienen la responsabilidad de administrar Junín no pueden estar aislados del mundo, teniendo como estrategia esperar que llegue ayuda y en el caso de que no llegue, salir a criticar generando mayor angustia y alteración en una comunidad ya angustiada y alterada en grado sumo.

Tampoco las organizaciones privadas debieran dejar que esto ocurra y debieran hacerse cargo de tener propuestas, pero el silencio es alarmante.

A estas alturas, preocupa la inacción y el virtual bloqueo del Concejo Deliberante cuya mayoría le dio poderes supremos al jefe comunal y que éste ha correspondido con una irresponsable falta de acciones, que no van más allá de pobres chicanas políticas para conservar el apoyo del electorado con vistas a las elecciones legislativas del año próximo y no perder la impunidad gubernamental que le ofrece la mayoría en el cuerpo deliberativo.

Detrás de todas esas cuestiones banales arremete un tsunami que hunde la economía y pareciera que quienes están en la función pública no acusan el golpe: sólo piensan en su cargo y no en la responsabilidad que tienen de atender las necesidades de una ciudad con casi 100 mil habitantes.

En estos días se hizo público que un gigante de la agricultura como Los Grobo, desembarcaría en Chacabuco, distrito vecino que a pesar de estar batallando para no tener más contagios, no deja de buscar inversores para sus tierras.

Hay comparaciones que resultan odiosas, pero desde el primer día del aislamiento desde estas páginas instamos a enfrentar el miedo que suponía la pandemia para no caer en una parálisis que hoy muestran los funcionarios  y las organizaciones. No hay mucho tiempo que perder y es primordial y certero “no relajarse”.

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS