Junín. lunes 17 de diciembre de 2018
Semanario de Junín » Nacionales » 4 ago 2018

las claves

Aborto: ¿qué pasó en el Senado y qué puede ocurrir el miércoles 8 con la legalización?

El proyecto será debatido en el recinto tal cual fue aprobado por la Cámara de Diputados. Claves para entender lo que puede pasar en la sesión del próximo miércoles.


El proyecto de legalización de interrupción voluntaria del embarazo no obtuvo dictamen en la reunión de comisiones llevada a cabo en el Senado. Esto quiere decir que el próximo 8 de agosto se debatiría en el recinto el mismo proyecto que aprobó a mediados de junio última la Cámara de Diputados, sin modificaciones. Claves para entender lo que pasó en la Cámara alta y lo que puede pasar en la sesión del próximo miércoles.

El proyecto fue debatido en un plenario de tres comisiones, donde los impulsores de la legalización buscaban incluir modificaciones para lograr adhesiones de cara a la sesión del 8 de agosto. Se propuso una baja de 14 a 12 semanas como límite para la interrupción del embarazo, la inclusión de la objeción de conciencia institucional, la eliminación de penas para médicos que se opongan a la realización de un aborto y la habilitación de la producción pública de misoprostol.

Para lograr el dictamen con modificaciones se necesitaba la firma de la mitad más uno de los miembros, es decir, 27 de las 53 firmas que integran las tres comisiones por las que pasó el proyecto: Salud, Justicia y Asuntos Penales y Asuntos Constitucionales. Sin embargo, el proyecto obtuvo 26 firmas, una menos de las necesarias. Por su parte, los opositores no presentaron proyecto de rechazo.

¿Qué implica esto? Como no hubo dictamen ni a favor ni en contra, el proyecto que llegará al recinto la semana que viene es el mismo que aprobó la Cámara baja, sin modificaciones. Los cambios sólo podrían introducirse en la votación en particular de cada artículo, que es el proceso posterior a la votación en general, es decir, cuando el proyecto se aprueba.

Antes de llegar a esa instancia hay otros obstáculos. Primero tiene que haber quórum. Para eso, en el Senado se necesita la presencia en el recinto de 37 senadores, la mitad más uno de la Cámara. Si no hay quórum, se cae la sesión.

Si hay quórum, el proyecto tiene que superar otra traba. Como no hubo dictamen, el reglamento del Senado exige que para habilitar el tratamiento de un proyecto se necesita el consentimiento de los dos tercios de los presentes. Según se expresó en la reunión de comisiones, esto no sería un obstáculo. “Nosotros tenemos la voluntad de debatirlo”, señaló el senador José Mayans (Bloque Justicialista), uno de los opositores a la legalización del aborto.

Recién ahí, la Cámara alta debatirá el proyecto y lo someterá a votación tal cual llegó de Diputados. Si se aprueba, podrán introducirse modificaciones en la votación en particular de cada artículo. Pero esas modificaciones deberán luego ser aceptadas por la Cámara de Diputados con mayoría de los presentes. Por el contrario, si el Senado lo rechaza, el proyecto no obtiene la sanción completa y recién podría ser tratado nuevamente en el próximo período legislativo, es decir, en 2019.

NOTICIAS RELACIONADAS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS