Junín. miércoles 26 de septiembre de 2018
Semanario de Junín » Locales » 8 sep 2018

LAGUNAS JUNINENSES

El pejerrey, ‘vedette’ un tanto descamada

Si bien es el atractivo para los pescadores deportivos, hoy las lagunas están bastante despobladas por las recientes inundaciones, sin embargo se requiere implementar mayores acciones para mejorar la infraestructura del parque natural, bastante desaliñado y sin inversiones.


Por:
Semanario

El sábado 1 de septiembre comenzó la veda en la pesca del pejerrey en las lagunas bonaerenses, que se extenderá hasta el 30 de noviembre.

Se trata de una excepción bastante particular ya que se impone debido a que la especie alcanza un pico de temporada en cuanto a su reproducción (si bien pone huevos prácticamente todo el año), oportunidad en que se prohíbe la pesca deportiva de lunes a viernes y se habilita sábados y domingos y feriados, oportunidad aprovechada por el 99% de los pescadores. Por lo que el sentido de esta medida pierde bastante su efectividad.

Sin embargo, en el marco de esta disposición provincial (Nº 89/18), queda prohibida la realización de toda competencia deportiva que se halle relacionada con el pejerrey, además de imponerse límites para los días permitidos que señalábamos más arriba.

Por lo tanto, en las lagunas de Junín cada pescador deportivo no podrá excederse de obtener 15 piezas y recordar que durante la vigencia de la disposición se prohíbe la práctica de motonáutica, y las embarcaciones con motor fuera de borda de combustión interna podrán navegar a una velocidad máxima de 15 Km/h.

PANORAMA DE SITUACIÓN

Las mayores dificultades en estos casos residen en lo que se refiere a la eficiencia de la inspección con el objetivo de evitar la transgresión de la norma.

La responsabilidad local en materia de control está puesta en la médica veterinaria Viviana Lobato, quien depende del Ministerio de Agroindustria bonaerense en el área de la dirección provincial de pesca.

Las lagunas de Junín -a pesar de su extensión- son inspeccionadas solamente por dos personas, las cuales no tienen poder de policía pero por lo general se acompañan en las recorridas por la fuerza pública.

Como siempre, existen algunas denuncias de pescadores deportivos acerca de la proliferación de trasmallos y mediomundos en las márgenes lagunares, como así también en el canal que une las lagunas de Gómez y el Carpincho, y ello estaría relacionado con la venta de pejerrey que se realiza por parte de vendedores ambulantes por las calles de Junín e incluso ofertas similares en las redes sociales.

Sin embargo, otras voces indican que la inundación del año pasado “lavó” a las lagunas del pejerrey “de tamaño” (20 a 30 cms.) y hoy sólo se ven algunos pocos cardúmenes con los “grandes”, mientras que la mayoría ronda entre los 10 y 15 centímetros.

Por ese motivo, algunos consideran que el pejerrey que se pone a la venta de modo informal no sería de las lagunas locales, sino de algunos espejos de agua similares de otros partidos cercanos.

Igualmente, cuesta creer que sólo dos personas puedan ser eficientes frente a semejante extensión acuática y siempre sobrevuela la posibilidad de que pescadores ilegales estén “colando” redes desde algunos campos aledaños a los espejos de agua.

ESTACIÓN EN ACTIVIDAD

La estación hidrobiológica ubicada en el Parque Natural Laguna de Gómez, inaugurada por el ex intendente Mario Meoni, prosigue con su actividad, la cual incluye visitas guiadas a grupos de alumnos de instituciones escolares a cargo del ingeniero agrónomo Marcelo Rossetti.

Esta dependencia, que funcionaba en la laguna El Carpincho con el objetivo de resembrar ovas y alevinos de pejerrey en nuestras lagunas, lleva adelante hoy -además- un estudio complementario en todas las instancias del ciclo de vida de la “flecha de plata” y si bien se trata de una dependencia comunal, cuenta con el apoyo económico del Ministerio de Agroindustria bonaerense y de la Universidad Nacional del Noroeste de la provincia de Buenos Aires (UNNOBA) a través de la facultad de Agronomía.

La potencialidad del laboratorio es inmensa, habida cuenta de la importancia que tienen para el ecosistema estos ambientes acuáticos y más aún cuando Junín, en su distrito, cuenta con tres de estos espejos de agua (más el canal), con una rica fauna íctica que no se limita al pejerrey sino que abarca bagres, cíclidos, sábalos, mojarras, dentudos, tarariras y carpas, además de otras tantas especies que hasta los propios pescadores desconocen.

Por ese motivo es que se requiere de elaborar convenios que desde hace tiempo están siendo reclamados para dar un marco de mayor relevancia técnica y científica.

El tema fue abordado recientemente por los legisladores de Junín, Laura Ricchini y Juan Fiorini, quienes mantuvieron una reunión con el Ministro de Agroindustria de la Provincia de Buenos Aires, Leonardo Sarquis.

De todas maneras, aun existiendo una buena población de pejerreyes y otras especies que puedan ofrecer atracción al pescador deportivo, también se trata de mejorar aspectos de infraestructura y presentación del parque natural que posee áreas prácticamente abandonadas que no hacen al mejoramiento del turismo sino todo lo contrario. Hay que recordar que la laguna de Gómez no sólo debe ser vista para la época estival, sino que concita gran interés en el invierno por la pesca, algo que hoy queda sólo relegado a un fin de semana de concursos.

Laguna por laguna

En la laguna de Chasicó (partidos de Villarino y Puán) se permite pescar, además, los días viernes. La Dirección Provincial de Pesca detalló que el número máximo de piezas de pejerrey a extraer por pescador y por día, en las lagunas provinciales y la albúfera Mar Chiquita (aguas interiores hasta puente del CELPA) serán los siguientes:

30 para la laguna de Chasicó; 20 para las lagunas de Cochicó (Guaminí) e Hinojo Grande (Trenque Lauquen); 15 para La Salada Grande (Gral. Madariaga y Gral. Lavalle); Cuero de Zorro (Rivadavia y Trenque Lauquen); La Brava (Balcarce); La Salada de Coronel Granada (De Gral. Pinto); Sauce Grande (Monte Hermoso); Albufera (Mar Chiquita); y Alsina (Guaminí); y 10 piezas para el resto de las lagunas bonaerenses.

Para los cursos de agua interiores bonaerenses (ríos, arroyos y canales) el máximo de piezas de pejerrey a extraer por pescador y por día será de 15. Queda excluido de los alcances de la veda el Río de La Plata y la región del Delta del Paraná, bajo jurisdicción de la Provincia de Buenos Aires.

 

Muertes por el frío

Ante la consulta de lectores acerca de la aparición de peces muertos en algunos sectores de la laguna, particularmente en el camino costero, SEMANARIO visitó la zona y consultó con especialistas acerca de las probables causas de la mortandad.

Se pudo llegar a la conclusión de que la misma habría sido por efecto del frío reinante hace un par de semanas con temperaturas bajo cero.

La explicación a esta hipótesis está dada porque se trata de una zona con poca cantidad de agua que podría enfriarse más ante el clima invernal y que las especies ícticas halladas son aquellas que soportan poco las bajas temperaturas, tales como tarariras, viejas del agua, algunos bagres y carpas. No se hallaron pejerreyes, los cuales suelen estar en lugares con mayor profundidad y están mejor adaptados para las temperaturas invernales.

EL TEXTO ORIGINAL FUE PUBLICADO EL SÁBADO 1 DE SEPTIEMBRE 2018 EN NUESTRA EDICIÓN IMPRESA   

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS