Junín. jueves 22 de agosto de 2019
Semanario de Junín » Locales » 13 ago 2019

Jardín Globo Rojo

Ordenan a maestras tirar la comida pero no servirla a los nenes del turno tarde de un jardín maternal municipal

Quejas y reclamos en el barrio San Jorge: muchas criaturas llegaban con apenas una taza de leche y un pedazo de pan y recibían los restos del almuerzo del turno mañana. Desde Acción Social informaron que no pueden comer más porque las maestras tienen prohibido darles hasta esas sobras.


Las directivas desde una oficina suelen provocar no sólo desconcierto, también mucha indignación. Esto es lo que está sucediendo entre las madres y padres de los nenes que concurren al Jardín Maternal “Globo Rojo”, ubicado en el barrio San Jorge, y que recibe a nenes de entre 45 días y 3 años de edad, todos provenientes de hogares carenciados del sector.

En las últimas horas, se denunció que desde la Secretaría de Acción Social que conduce Marisa Ferrari se prohibió a las maestras servir las sobras de comida del almuerzo del turno mañana a los chicos que ingresan por la tarde, y en muchos casos llegaban al lugar con apenas una taza de leche y un pedazo de pan en la panza. Ante esta situación social que las docentes advertían, las docentes ponían en la mesa los restos del almuerzo y hacían que su día fuera un poco mejor.

Ahora tienen la orden de “arrojar a la basura” todo lo que quede, y es por eso que un grupo de padres ha organizado una queja y se presentarán en las dependencias de Gandini 82 para pedir explicaciones a una medida por demás de irracional e inhumana.

SEMANARIO habló con Nadia, la mamá de una nena concurrente al jardín municipal, quien contó la situación. “Desde principios de año están peleando para que los chicos del turno tarde reciban el almuerzo, porque hay muchos de familias carenciadas que concurren al jardín con una taza de leche y un pedazo de pan. Por eso, las maestras les daban lo que sobraba del almuerzo del turno mañana a esos nenes que necesitaban”.

“El lunes nos enteramos, por orden de arriba, o sea las autoridades de Acción Social, que las docentes no pueden darles más ni siquiera esas sobras de comida del almuerzo del turno mañana. Y si hay sobra, deben tirarla pero no dárselas a los chicos”, explicó.

Nadia dijo que “en junio mandaron una notificación pidiéndonos las libretas sanitarias y avisándonos que iban a ir una nutricionista y una enfermera para controlar las vacunas y el peso y la talla, a ver si estaban acordes a la edad de cada uno. Pero no encontraron a ningún nene en condiciones de bajo peso por ejemplo, porque lo hicieron en pleno invierno cuando están llenos de ropa”.

Y sobre estas directivas descabelladas emanadas desde la superioridad, “las maestras no pueden quejarse porque después de tres meses de clases este año cambiaron todo el personal, y en estos momentos no pueden correr el riesgo de hacerlo y quedarse sin sus puestos de trabajo. Por eso nos pidieron a las mamás que si querían acercarse para tener más información o si querían hacer el reclamo ante el municipio, para que nos dieran la respuesta de por qué no se dará más el almuerzo y hoy por qué no se pueden repartir los restos del almuerzo de la mañana entre chicos que no comen”.

 

SIN PRESUPUESTO

“Hoy nos encontramos con que desde Acción Social dijeron que el plan nutricional que se iba a armar para el almuerzo no lo van a dar, que no le pueden dar más la comida que sobraba a los nenes, y que iban a volver a analizar para en algún momento de servir el almuerzo. No dieron explicaciones, solamente que no tenían presupuesto”, remarcó Nadia.

Según aseguró, hay solamente dos jardines municipales que no tienen el almuerzo incluido en el servicio, en lo que es el partido de Junín, que son los que funcionan en los barrios 11 de Julio y el ‘Globo Rojo’ del San Jorge, que está ubicado entre la sala sanitaria y la plaza del sector.

A este jardín maternal concurren alrededor de 50 chicos aproximadamente, en lo que sería el turno tarde. “A la mañana sí tienen la copa de leche y el almuerzo que se sirve a las 11.15”, aclaró Nadia.

Además, la mamá se preguntó: “Si no hay presupuesto para darles de comer a 45 chicos, nos preguntamos dónde está el aporte de los vecinos que pagan sus impuestos. ¿Dónde está esa plata, en qué se gasta? No tienen para darles de comer a los nenes. En mi caso, a mi hija no le hace falta, pero hay muchos papás que están en otra situación y por ahí no salen a pelear por sus derechos”.

También adelantó: “Voy a presentarme en Acción Social para pedir explicaciones. Los nenes concurren sin pagar nada, porque es municipal, pero ahora vamos a pelear porque las maestras tienen la orden de tiran la comida que sobra en vez de dárselas a los chicos de la tarde que la necesitan”.

“Son hijos de gente que trabaja pero la plata no alcanza, hoy es el almuerzo de los chicos y mañana puede ser la leche. Es increíble esta deshumanización que hay en el municipio”, apuntó la mamá.

Parece que las medidas innovadoras desde lo que se supone debiera ser el área más sensible del municipio no sólo incluyen la negativa de ayuda a personas en situación de calle que no acrediten más de dos años de residencia en el partido de Junín. Ahora se suma la orden de tirar comida, en vez de repartirla entre bebés y niños menores a 3 años que concurren a un jardín maternal, donde debieran encontrar protección y cuidados que equilibren las necesidades que sufren en sus hogares.

NOTICIAS RELACIONADAS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS