miércoles 08 de febrero de 2023

LOCALES | 22 ene 2023

EDITORIAL DE DOMINGO

Petrecca, el delegado

Desde hace tiempo el distrito quedó fuera de obras que podrían dar un salto de calidad a la vida de los vecinos.


Por: Redacción Semanario de Junín

El lunes pasado el concejal opositor Pablo Petraglia emitió un comunicado en tercera persona en el cual se quejaba del estado de las calles y la falta de atención general del municipio en el Barrio Real, ubicado camino al Parque Natural Laguna de Gómez.

“Las calles están intransitables. La falta de mantenimiento es evidente. Entrar por Las Dalias y dar una vuelta a la plaza es tener que pedir un turno para realizar un nuevo tren delantero al auto”, afirmaba el edil.

No habían pasado siquiera 30 horas que en otro comunicado, Petraglia puntualizaba: “Ante el reclamo realizado por el estado de las calles en Barrio Real, la respuesta es espasmódica. Salieron corriendo y se chocaban las máquinas tratando de emparejar en una mañana lo que fue un año de abandono y así acallar las críticas. Todo refuerza que no estaba errado en lo que afirmé y expuse”.

El concejal, además de tener razón tuvo suerte, ya que hay cientos de vecinos que en forma permanente solicitan mejoras en el servicio público sin ningún tipo de respuestas, no en días, sino en años.

Y por lo general, estos pedidos desafortunados suelen darse en aquellos sectores que siempre han sido postergados y no tienen voz.

El intendente Pablo Petrecca se ha convertido en un simple delegado municipal, clasista, que depende de mandos superiores para llevar adelante una tarea y que cuando la realiza está dirigida a favor de los grupos de presión que saben cómo condicionarlo, porque como indicaba Petraglia en su misiva: “(en la comuna) no hay un plan sistemático de corto, mediano y largo plazo en el mantenimiento de las calles de tierra y en muchos otros temas. Falta planificación y profesionalidad”.

Si un intendente no puede hacer funcionar correctamente un tándem entre un camión regador + una motoniveladora + recolección de montículos cada tres meses + cuatro focos de 150 watts, es poco lo que le queda por hacer. Parece que la gestión está abocada a realizar “fiestas para todos” y entretener a adultos mayores y niños, como si a 100 mil habitantes les alcanzara con ello.

Realizar un paneo por los años de gobierno petrequista, es dejar al desnudo un montón de ideas fastuosas de incumplimiento progresivo, que terminan en la desesperanza de que siquiera las calles de arena pueden ser arregladas incluso con la “ventaja” que les aporta la sequía, ya que en un año húmedo sería aún peor el deterioro.

Desde hace tiempo el distrito quedó fuera de obras que podrían dar un salto de calidad a la vida de los vecinos, todo ello producto de la falta de compromiso al trabajo por parte de los funcionarios de gobierno abocados -como el alcalde- a coquetear con la política grande, olvidándose de la “patria chica” y dejando a la mayoría entretenidos con minucias.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias