domingo 25 de septiembre de 2022

2° SECCIÓN | 13 ago 2022

DESDE EL JUEVES

Bloqueo de ATILRA a una planta láctea genera tensión en Moctezuma

Desde el jueves pasado, el gremio mantiene el bloqueo a la planta de Lácteos Vidal, ubicada a 30 kilómetros de Carlos Casares.


Desde la madrugada del último jueves, a la hora del ingreso de los primeros trabajadores, en la localidad bonaerense de Moctezuma, miembros de la Asociados de Trabajadores de la Industria Lechera de la República Argentina (Atilra) mantienen un bloqueo a la planta de Lácteos Vidal.

El enfrentamiento entre quienes quieren cumplir con sus obligaciones laborales y quienes responden al secretario general de Atilra en Trenque Lauquen, Gastón Moreno paralizó la actividad de la empresa, que trabaja seis días a la semana y procesa más de 500 mil litros semanales para producir queso mozzarella, ricota y quesos duros, principalmente, como desde 1981 cuando la conformara el patriarca de la empresa, Vidal Bada Blanco.

El pasado 18 de julio la planta ya había sido bloqueada, pese a que es la única empresa instalada en el pueblo y ocupa 47 personas. Seis trabajadores habían solicitado aquella vez no estar encuadrados en Atilra, que no aceptaba ese derecho. También había un reclamo de recategorización de 14 personas, de las cuales en sólo un caso resta una definición ministerial.

Además, desde la empresa aseguran estar en regla con el pago de aportes gremiales, salarios, aguinaldos y carga impositiva, por lo que el conflicto, lejos de relacionarse con los trabajadores, se debe al deseo del gremio de no perder ingresos relacionados en particular con los seis empleados que no quieren vínculos con la gremial.

Para Juan Beluardo, el letrado de la empresa, el malestar del gremio se origina, además del bloqueo con un despido con causa que no fue aceptado por el gremio, por tres disputas laborales que en 2018 el gremio perdió, por lo que teme estar otra vez ante una situación similar.

“Es difícil de entender que se desobedezca a una conciliación dictada desde el 20 de julio, entonces si la cuestión está tramitada en el Ministerio de Trabajo y también en la Justicia, ¿cuál sería la razón para tomar la fábrica y presionar para hacer la voluntad del gremio?”. Según Beluardo. se repite un modelo de procedimiento que el sindicato tiene desde hace varios años y que aplica, sobre todo, a empresas pyme: “buscar la salida hacia un cierre y la conformación de una cooperativa”.

En un comunicado, la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap) se refirió a la situación por la que atraviesa la empresa láctea. Dijo que la entidad ve “con profunda preocupación, y repudia los actos de vandalismo y bloqueo en la planta de Lácteos Vidal, sita en Moctezuma, Carlos Casares”.

“El estado de indefensión que se manifiesta en estos ciudadanos argentinos que invierten, producen y generan puestos de trabajo para la comunidad es alarmante. Leche que no se puede entregar a la planta ni procesar, dueños de la planta presos en su propio establecimiento por no poder salir del mismo por instancia de los sindicalistas del gremio lechero, empleados amenazados por gremialistas fuera de sí, y la justicia que no actúa”, señaló Carbap.

Buscando su resolución también interviene en este caso la Asociación de Pequeñas y Medianas Empresas Lácteas.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias