martes 25 de junio de 2024

LOCALES | 24 may 2023

INFORME

Las nuevas adicciones

Videojuegos, psicofármacos o videos porno o violentos se disparan entre los jóvenes un 800% en cinco años.


Por: Redacción Semanario de Junín

Los videojuegos, las bebidas energéticas, los psicofármacos o los videos porno o violentos desbancaron al cannabis de los puestos de cabeza de las adicciones más comunes entre los niños y jóvenes. Así lo constata un programa de Proyecto Hombre Cantabria, en España, que en su quinto aniversario hizo un balance de la evolución de las conductas de quienes acuden al mismo en busca de ayuda.

En este sentido, la atención a nuevas adicciones de niños desde 10 años a jóvenes se disparó un 797% en los últimos cinco años, según el Proyecto TEEN de atención a menores con conductas de riesgo y sus familias, que a partir de 2020, con la pandemia, sufrió un aumento exponencial de las demandas de ayuda.

Cuando TEEN abrió sus puertas, en 2018, la demanda principal eran los consumos incipientes de cannabis. Sin embargo, las adicciones comportamentales en los últimos años conformaron un problema de salud pública de gran índole, siendo principalmente en 2019 cuando los padres comenzaron a consultar por el abuso de exposición con los videojuegos y de dispositivos móviles. En 2020, el juego online fue de la mano con la pandemia. Desde 2021 hasta ahora, a todos los motivos de petición de ayuda se sumó el consumo de hipnosedantes (psicofármacos) y la patología de salud mental.

“Toda la sociedad debe estar atenta a los cambios de comportamiento -si un joven se aísla- y atajar la causa”

Otro tipo de conductas de riesgo en niños y jóvenes que el proyecto detectó y con los que trabaja son el consumo de bebidas energéticas en temprana edad; exposición a imágenes y videos de contenido pornográfico o de violencia, que se pasan por redes como WhatsApp; nuevos consumos de sustancias, como el Tusi 'Cocaína rosa'; consumo abusivo de hipnosedantes y mefedrona; juego presencial, ruleta, y juegos de casino.

También se constataron confusiones acerca de la sexualidad que da lugar a situaciones de riesgo como el visionado de pornografía. Y el uso de videojuegos como GTA V, Fortnite o Free Fire, con alto contenido de violencia. En este sentido, desde Proyecto Hombre defiende la importancia de invertir esfuerzos en la prevención; de hecho, el plan de salud mental de Cantabria 2022-2026 contiene un eje específico dedicado a la prevención de conductas adictivas. Y es que el 13% de los niños y adolescentes presentan trastornos de salud mental, y el abordaje precoz ayuda a prevenir su aparición en fases posteriores del ciclo vital.

En los cinco años que lleva funcionado TEEN, se atendió a 534 familiares y 239 jóvenes, con la participación de 72 profesionales; un total de 845 personas con las cuales se trabajó y que se traduce en un incremento de un 797% desde 2018 hasta el momento actual. Son datos que ofreció este jueves, en el balance del primer lustro del proyecto, la directora de Proyecto Hombre, Eloísa Velarde, acompañada por la consejera de Empleo y Políticas Sociales, Eugenia Gómez de Diego, y la alcaldesa de Santander, Gema Igual.

Velarde explicó que Proyecto Hombre realizaba charlas de sensibilización en los centros escolares pero comprobó que “no funcionaba”, por lo que, para afrontar los cambios sociales, las sustituyó por programas de actuación para fomentar los factores de protección y crear un pensamiento crítico acerca de los factores de riesgo. En estos años aumentaron “exponencialmente” las peticiones de los centros hacían estos programas, que llegaron a 57 este curso escolar y a más de 5.260 personas. Hay siete programas distintos según la conducta a erradicar o prevenir y en función la edad en la que se actúa.

Velarde destacó la ayuda del Ayuntamiento y la Consejería de Políticas Sociales de la comunidad de Cantabria, “que dieron el impulso económico fundamental para poder hacer posible” el programa y apoyo institucional. Al respecto, Gómez de Diego consideró que TEEN es “fundamental para el bienestar de las familias y para actuar y prevenir conductas de riesgo”, a las que “todos estamos expuestos” y que “hacen daño”, por lo que defendió la necesidad de seguir avanzando para proteger los derechos de la infancia.

Asimismo, sostuvo que un incremento de casi el 800% en la atención “es como para reaccionar” y seguir trabajando en atajar el problema y en la concienciación y sensibilización. “Toda la sociedad debemos estar atentos a los cambios de comportamiento -si un joven se aísla- y atajar la causa”, instó la alcaldesa, para quien las amenazas de este tipo “cada vez son mayores”.

TEEN es un programa de prevención y tratamiento de adicciones con la participación de las familias, que oscila entre las tres y las 12 sesiones. Aborda ocio, gestión emocional, problemas con videojuegos y redes sociales, juegos de azar, etcétera, que sufre gente “cada vez más joven”.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias