lunes 15 de julio de 2024

OPINIÓN | 17 sep 2023

COLUMNA DE DOMINGO

Artillería pesada en el campo electoral

Bienvenidas las mejoras reales para el pueblo en cualquier tiempo y lugar. Mauricio Macri se cansó de anunciar que “ningún trabajador en su gobierno pagaría ganancias”. Pasaron los 4 años del mandato de “Mauri” y los aportantes del infame impuesto se duplicaron. ¡Mauricio prometió, Sergio cumplió!


Por: Escribe Máximo Luppino

Sergio Massa lanzó un fuego graneado de medidas de gobierno profundas en la economía nacional con la finalidad de aliviar el flaco bolsillo de los habitantes de la República.

¿Busca el ministro y candidato a presidente por UP un efecto electoral? ¡Claro que sí! Todo lo que un político hace o deja de hacer en tiempo de elecciones está evaluado bajo la luz de reunir votos y ganar adhesiones.  Claro que esto no está mal. Es lo normal, sobre todo si genera una mejora en la vida de la gente. Bienvenidas las mejoras reales para el pueblo en cualquier tiempo y lugar.

Mauricio Macri se cansó de anunciar que “ningún trabajador en su gobierno pagaría ganancias”. Pasaron los 4 años del mandato de “Mauri” y los aportantes del infame impuesto se duplicaron. ¡Mauricio prometió, Sergio cumplió!

Quizás esta es la gran diferencia entre Macri y Massa, el cumplimiento efectivo de medidas que mejoren la vida de los argentinos y propendan a la grandeza de la Nación.

Sergio Massa implementó desde la quita del impuesto a las ganancias, hasta la devolución del IVA para los ingresos más modestos. Abarca también a jubilados, pensionados y planes de asistencia social, como lanzar una línea ágil de créditos que se reintegran en 4 años con el 50% de la tasa subsidiada.

Muchas más medidas están en elaboración en el dinámico equipo de Sergio Massa, quien con decisiones tangibles piensa dar pelea en la preferencia del sufragante a la hora de optar en el cuarto oscuro.

La oposición amenaza con retirar derechos del mundo laboral. La indemnización y las jubilaciones están bajo la lupa negacionista de los dirigentes del Pro y de los Libertarios. Insinúan abiertamente, sin tapujos ni vergüenza alguna, retrotraernos a una “moderna” esclavitud servil, en la que todo es para la patronal multinacional y poco, muy poco, para las PYMES y menos aún para los asalariados.

Milei no admira a San Martín y a Belgrano. Ensalza a Margaret Thatcher, una auténtica criminal de guerra, quien mandó a atacar al ARA General Belgrano fuera del área de exclusión con un submarino nuclear generando cientos de víctimas.  Milei admira, según sus propios dichos, a una imperialista criminal invasora de nuestras tierras argentinas, como lo son nuestras queridas islas australes.

 

¡Milei, socio y aliado de nuestros enemigos invasores! ¡El que es amigo de nuestro criminal enemigo es uno de ellos!

“¡Las Malvinas son argentinas por siempre, volveremos!” Este es el clamor de todo argentino bien nacido.

¿Qué más pruebas necesita el electorado sobre lo que cada uno representa y desea para nuestra patria?

Estamos en condiciones de aseverar que aquellos que desean ir contra Aerolíneas Argentinas e YPF, están cerca de ser considerados enemigos de la patria. “¡Qué buenos argentinos!”. Mejoremos todo lo que consideremos que tenemos que mejorar, pero todo bajo nuestra bandera. Litio, minerales y energía hacen a la soberanía nacional y bajo este criterio deben ser cuidados.

Según los periodistas más serios, ya Sergio Massa se encuentra en la segunda vuelta electoral, peleando a brazo partido para ser triunfante el 22 de octubre próximo. La gente sabe y reconoce a los que trabajan a su favor.

¡Argentina es la tierra prometida para todos los seres de buena voluntad!

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias