martes 20 de febrero de 2024

HUMOR POLÍTICO | 1 feb 2024

PÁGINA AMARILLA

Alexia, vio "escandaletes" en el reino, bien bicho, se tomó el palo

Alexia dice que tiene un reino feliz. Por eso vive riendo con los infantes y los veteranos de su pago en cada retrato. Según los sialexistas no es como algunos cuentan, que los caminos están polvorientos, rotos y poceados. Menos que el soberano es personalista, no escucha, ni atiende reclamos. PetrEGO a full y te CONTAMOS LO QUE NO HICIMOS ESTA SEMANA


Por: Redacción Semanario de Junín

PÁGINA DE HUMOR PUBLICADA EN LA EDICIÓN IMPRESA Y EDICIÓN DIGITAL Nº 393 DE SEMANARIO DE JUNÍN. SEMANA CORRESPONDIENTE DEL 20 AL 26 DE ENERO DE 2024.

Se renovó la quincena de enero y Alexia aprovechó para tomarse vacaciones. Hizo un par de apariciones con juglares amigos, y antes que aparecieran un par de escandaletes en el reino, bicho, el monarca, se tomó el palo.

Es que no hay ningún pesar que pueda con su descanso, así que, emulando a su viejo jefe Amarillo I, el recordado ‘Capitán Reposera’, que descansaba en pleno descanso, decidió seguir sus pasos y poner las patitas enaguas lejanas. Después de todo, como Alexia es un rey de billetera portentosa, se tomó un pájaro de plata y volórumbo al placer.

En el pago quedaron los sialexistas, del club los de siempre, contandolas maravillas del reino,  las mismas de siempre, que rezan que este pago está condenado al éxito y que solo es cuestión de tiempo. No escuchan del otro lado que tiempo es lo que no tienen, porque los pesares son urgentes. Bueno, nunca escucharon.

Los discípulos de Alexia repiten las palabras de su rey, las viejas ideas de Amarillo: Que todo llegará y en el mientras tanto,  hay que armarse de paciencia y aguantar la escasez. Nada dicen de aguantar  la falta de ideas, hasta que el mejor equipo de los últimos años, encuentre el camino hacia la luz. Según ellos, no pudieron hacerlo por la runfla que se fue y por la que llegó. Dicen no los quieren ni un poquito y por eso todo se hizo cuesta arriba. Según los demás, son un manual de inutilidad y por eso estos resultados.

Desde el espacio amarillo siguen invocando a la teoría del derrame, que antes, y mucho antes, y ahora derramó en los mismos de siempre. Cuando alguno se queja, le responden  que no hay que alarmarse. Y que en un par de años, décadas, o centurias, se verán los esfuerzos. Y si alguno no la ve, o pierde la fe, puede acercarse al  templo de Alexia,  que levantó para los dolientes, siempre y cuando puedan poner algún acre a la entrada, donde serán escuchados.

Alexia dice que tiene un reino feliz. Por eso vive riendo con los infantes y los veteranos de su pago en cada retrato. Según los sialexistas no es como algunos cuentan, que los caminos están polvorientos, rotos y poceados. Menos que el soberano es personalista, no escucha, ni atiende reclamos. Mucho menos que viaja como barrilete sin cola, buscando su mejor destino, y que acomoda a su parentela cerca de su capa. Dicen que nada de eso es verdad. Tampoco que faltan acres, y que esconde la transparencia a quienes dicen la esconde.

Alexia lleva añares en el trono con la misma cantinela. Años haciendo lo mismo y por eso los de las afueras se cansaron de él. Es lógico. No hay mal que dure cien años ni cuerpo que lo resista.

Y ya nadie quiere oír las mismas buenas nuevas que salen de su boca. Todos saben que en el reino la vida es bien distinta a lo que cuenta. No hace falta dibujar nada, porque todo está a la vista.

No alcanza con lindas palabras y promesas de una vida mejor, cuando la diaria es una pesadilla.

PetrEgo

Como el Capitán Reposera, que en medio del bardo que era entonces el ispa, PetrEgo decidió emular aquellos viejos buenos tiempos y se tomó el palo también. Después de todo, nada mejor que recargar energías y pilas con las patitas en el agua, en algún destino exótico, alejado de los criticones de siempre, para volver bronceado y renovado.

Es que acá quedó el bardo, la miseria, la falta de plata de los mismos de siempre, el impago de Gas al Gas y contra eso nada se puede hacer, o sí. Dibujarla como siempre, quejarse como siempre, como si importara la ajena, para ganar simpatías, mientras cosecha la propia.

En Ciudad Fría quedaron en el limbo obras importantes, culpa de varios, de uno y otro lado, pero apuntaladas en la apatía de PetrEgo a quien nunca le  importaron porque no eran propias. Sólo ahora,  que lo tapó el barro, amaga con acompañar algún reclamo.

Con comerciantes que trinan, con el boleto de micros más caro del país, tasas impagables, con interrogantes sobre el futuro y un negro en el horizonte, en su futuro por alguna extraña razón, siempre sale el sol y, como el gato, zafó, no una, sino de varias quemazones y aprendió a jugar a la mancha con las liebres.

Es decir, aunque arrecien las quejas y ausencias, hará de lo mismo de siempre. Nada. Un garrón

Te contamos todo lo que NO HICIMOS esta semana

*) Explicar adónde fueron a para los millones de los usuarios que pagaron el gas y que Gas Junín no abonó.

*) Terminar la obra de agua destinada a un sector del Barrio Resero Norte que se detuvo días antes de la elección de octubre. Estamos de vacaciones, gente.

*) Facilitar maquinaria municipal y hormigón para obras a algún otro amigo. Estamos en eso.

*) Dejar de hacer la danza de la lluvia. Al final, la invocamos para la laguna y nos embarró las calles.

*) Hacernos cargo de los barrios. ¿Qué barrios? ¿Hay barrios?

*) Gobernar. Para qué, si así nos va bárbaro.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias